20 Jun 2021

Empresas espirituanas en apuros

Aunque se espera que en los próximos meses el sector empresarial comience a recuperarse, según los últimos cierres estadísticos, en lo que va de año la mayoría de los indicadores económicos se comportaron desfavorablemente

Entre las entidades con situación económica más desfavorable se encuentra la Empresa de Transporte. (Foto: Vicente Brito/ Escambray)

Aunque se espera que en los próximos meses el sector empresarial de la provincia comience a recuperarse paulatinamente, el primer trimestre ha resultado difícil para la mayoría de las entidades, quienes han debido enfrentar los cambios emanados del proceso de ordenamiento monetario en un adverso escenario, donde se combinan los efectos de la pandemia con la crisis económica.

Según los últimos cierres estadísticos, en general los indicadores económicos se comportaron desfavorablemente, con incumplimientos notables en las ventas netas, el valor agregado y la circulación mercantil minorista, entre otros indicadores; además de decenas de centros productivos y de servicios con pérdidas.

Yudiana Afonso, coordinadora de Programas y Objetivos en el gobierno provincial, detalló que se les ha dado facultades a los directores de las entidades para aplicar medidas con el propósito de que estas puedan ir superando sus dificultades, pero hoy la mayor limitación se encuentra en la falta de aseguramiento de las materias primas y materiales que necesitan para sus producciones.

Por otra parte, un grupo de empresas como las agropecuarias han terminado algunos surtidos, pero no han logrado exportarlos por las limitaciones derivadas de la COVID-19: muchos contenedores de carbón se mantienen en los puertos e incluso en las mismas productoras.

Y agregó que, como bien ha explicado la dirección del país, también se mantienen importantes dificultades para operar financieramente porque los bancos extranjeros sufren los efectos del bloqueo y algunos han debido pagar elevadas multas.

Las importaciones se encuentran extremadamente limitadas también; y algunas producciones de las minindustrias se han mantenido paralizadas por los cambios de precios, que ya han comenzado a modificarse.

La directiva explicó, además, que ninguna entidad del territorio ha logrado cumplir el plan de circulación mercantil y solamente Yaguajay comienza a dar señales de recuperación, mientras que el resto del comercio quizás se restablezca en buena medida al cerrar el primer semestre del año.

Al comercio, explicó Yudiana Afonso, también lo limita el hecho de que no se han acabado de definir los precios de los materiales de la construcción y hoy se encuentra paralizada la venta de muchos de estos, por ejemplo han existido indefiniciones con el acero, el cemento, el bloque y estas tarifas resultan centralizadas, hoy se continúan evaluando.

En este complejo escenario, si no se toman medidas excepcionales por el país, a algunas empresas le resultará imposible la recuperación, como es el caso de Transporte y Farmacias y Ópticas.

En esta última, además del déficit de medicamentos, los ingresos reales no cubren los gastos porque el precio de los medicamentos crece en menor proporción que los insumos necesarios para ofrecer sus servicios.

En el caso de Transporte, afectan el déficit de combustible y las limitaciones de capacidades establecidas por la situación epidemiológica para el servicio público.

En estos momentos, aseguró la coordinadora, el Ministerio de Economía y Planificación y la dirección del país evalúan la situación de las entidades con pérdidas por causas objetivas para decidir si las respaldarán con el prepuesto o se tomarán otras decisiones.

Información de Escambray



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *